Catas de Aceite de oliva virgen Extra

por | Mar 30, 2017 |

Catar es apreciar, analizar mediante los órganos de los sentidos las cualidades de un producto. Catar es probar con atención un producto, someterlo a los sentidos, sobre todo al del olfato y el gusto, y tratar de conocerlo buscando sus posibles defectos o recreándonos en sus virtudes, con el fin de expresarlas. En la cata es fundamental memorizar estas impresiones y expresar lo que se siente. Catar es analizar, describir, definir, juzgar, estudiar, clasificar… las características sensoriales de un producto.

La cata o análisis sensorial es la disciplina científica que se utiliza para evaluar los caracteres sensoriales de un alimento. No es posible predecir de forma absoluta la calidad de un producto meramente por su análisis químico. Los diversos compuestos de un alimento son, en general, tan numerosos y sus interacciones tan complejas y desconocidas que el control de calidad no se puede completar sin recurrir al análisis sensorial.

El análisis sensorial se define como una disciplina científica usada para medir, analizar e interpretar las reacciones humanas ante aquellas características de los alimentos que son perceptibles por los sentidos.

Puesto que los análisis sensoriales son realizados por personas, son apreciaciones subjetivas que con toda probabilidad serán diferentes entre unas personas y otras, para salvar ese obstáculo se usa el método de panel de cata. El panel es un instrumento objetivo de control formado con elementos subjetivos.

El panel de cata se basa en ensayos organolépticos realizados, bajo condiciones controladas, por un grupo de catadores previamente seleccionados y entrenados de acuerdo con técnicas sensoriales preestablecidas. Tiene como fin sustituir un juicio individual por el criterio medio de un grupo de catadores dando al resultado una base amplia.

 

Este mes indomable Royal Pocket por solo 1,99 de gasto de envio a toda la peninsula. Descartar

X